Empezando a organizar las compras navideñas

La Navidad es una época del año que me encanta, y no por los adornos navideños, sino por los regalitos… es más, he de decir que el día de Reyes es mi día favorito del año. ¡Qué vergüenza de minimalista! Tengo que explicarme un poco mejor: no son los regalos en sí, sino la expectación por saber qué me van a regalar; me inspira alegría ver que han dedicado tiempo a buscar algo para mí, y descubrir qué piensan que me puede gustar muchas veces es revelador, pues me doy cuenta de en qué grado me conocen. Por otra parte, regalar a los demás es algo que me da felicidad; ponerme a investigar sobre cada persona a la que voy a regalar me entretiene mucho.

Cada año vemos que las superficies comerciales adelantan las navidades a noviembre, incluso algunas empiezan con los adornos navideños a mediados de octubre. Pues bien, tengo que decir que yo empiezo con la organización de las compras navideñas en octubre. Es una excelente manera de no llegar a diciembre con agobios y además, reparto las compras en tres meses, con lo que no tengo un pico de gasto enorme a final de año. Es una recomendación que te hago: empieza a pensar ya en los regalos navideños, ahora es un buen momento.

minimalismo_navidad

¿Cómo planificar las compras navideñas?

  1. PIENSA EN LAS PERSONAS A LAS QUE VAS A REGALAR. Olvídate de compromisos. El minimalismo nos enseña que hemos de dejar espacio para lo que nos aporta valor, así que no regales a todo el mundo por regalar, por costumbre o por obligación. ¿A quién quieres regalar este año porque de verdad te apetece? Anota el nombre de los elegidos.
  2. ¿CUÁNTO DINERO VAS A DESTINAR A CADA UNO? Sería recomendable que acotaras un presupuesto para cada persona a la que vas a regalar. Lógicamente, no tienes por qué destinar el mismo dinero a cada persona. Suma todo el dinero a gastar, y ajusta el presupuesto si ves que es mucho dinero. Te aconsejo que sigas tu presupuesto, y no lo sobrepases; si gastas un poco más en alguien, lo suyo sería que volvieras a revisar el presupuesto, de manera que el montante total que habías planificado siga siendo el mismo.
  3. PREGUNTA Y/O INVESTIGA. Aquí viene la parte divertida, la de comerse el coco con cada persona. La verdad es que yo durante el año voy anotando cositas que veo interesantes para regalar, con lo que ya he ido adelantando parte del trabajo casi sin darme cuenta. Si no tengo nada pensado, directamente pregunto a la persona si necesita algo o si quiere algo en concreto. Es preferible siempre adquirir algo que sé de seguro que le va a gustar. Si te responde que no necesita nada o no quiere nada, ahí tienes dos opciones: no regalarle nada o investigar por tu cuenta: gustos, aficiones,…
  4. HAZ UN CONSUMO RESPONSABLE. Antes de adentrarme en el mundo minimalista, pensaba que cuantos más regalos mejor, y cuantos más paquetitos tuvieran que abrir mis seres queridos más bonita sería la Navidad y más sabrían cuánto los apreciaba. Ya siendo minimalista, me di cuenta que eso no es así; por eso te recomiendo limitar el número de regalos. Céntrate muy bien en las personas que quieres regalar: qué les gusta, qué necesitan, qué hobbies tienen,… Huye de las compras apresuradas y sin consciencia.
  5. COMPARTE TU VISIÓN MINIMALISTA DE LA NAVIDAD. Hace unos años propuse en mi casa celebrar una Navidad minimalista, y acotamos un máximo de tres regalos por persona. Quería que dejáramos atrás aquellas fiestas navideñas en las que mínimo había diez regalos para cada uno… Creo que al final acaba siendo un despropósito, porque si recibes regalos de varias personas… madre mía… pierdes la noción de la cantidad de cosas que recibes. Esa Navidad fue una de las más bonitas que recuerdo, porque me di cuenta de que eran regalos hechos con consciencia, y con menos prisas: lo importante no era el número de regalos, sino el regalo en sí.

He preparado una plantilla que puedes descargar, y así poder anotar tu planificación de las compras navideñas. Tal y como te he comentado en los pasos anteriores, tan sólo tienes que pensar en las personas a las que te apetece hacer un regalo, anotar las ideas que te vayan surgiendo con respecto a esas personas, y ponerte de antemano un presupuesto para cada una de ellas. Planificador-Compras-Navidad.pdf

minimalismo_ComprasNavidad
Tabla para organizarte las compras navideñas

Espero que te resulten de utilidad estos consejos para planificar los regalos navideños. El objetivo es focalizar en lo importante, centrarse en las personas elegidas y en el presupuesto establecido; huyendo de las prisas y de la fiebre consumista. De esta manera, conseguirás ahorrar y disfrutar de una Navidad un poco más minimalista.

«Planificar es traer el futuro al presente para que puedas hacer algo al respecto ahora.» Alan Lakein

 

¡Transforma tu vida!

Únete GRATIS a la comunidad de Camino Minimalista y sé el primero en recibir el artículo semanal para seguir en el camino del cambio. Menos es más.

Acepto la política de privacidad.

 

Si te ha gustado el post, compártelo en tus Redes Sociales y ayúdame a seguir creciendo.

Deja un comentario

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial